Desabasto genera pérdidas de 850 mdp en gasolineras de Edomex

Adigal indicó que una de las regiones con mayores efectos es el Valle de Toluca.
Conferencia. (Claudia Aguilar)

Alondra Ávila

Por el desabasto de combustibles, del 2 al 14 de enero, las pérdidas económicas para el sector gasolinero en el Estado de México ascienden a 850 millones de pesos por costos operativos, traslados, pago de personal, entre otras cuestiones.

De esta cifra entre 30 y 40 por ciento corresponde al Valle de Toluca.

"Esto no tiene nada que ver con los negocios alternos que están cerca de las estaciones como tiendas de conveniencia, lava autos, refaccionarias, llanteras y demás", refirió Jorge Luís Pedraza Navarrete, presidente de la Asociación de Distribuidores de Gasolina y Lubricantes (Adigal) del Valle de Toluca.

Hasta el momento la afectación es de 45 por ciento en las 193 estaciones de servicio del Valle de Toluca.

“Hay más estaciones abiertas y con filas más cortas, este martes aumentó el flujo del ducto de Premium".

Por desesperación -apuntó- se han registrado entre dos y tres conatos de bronca en el Valle de Toluca, no así en las zonas rurales, donde hay un suceso del tipo en cada estación, ya que la afectación es de 65 por ciento. 






Escasez en la zona sur

Luís Orduña Villegas, presidente del Consejo de Vigilancia y del Consejo de Ex presidentes de Adigal, refirió que sigue habiendo escases en los municipios de Amatepec, Tejupilco, Luvianos, Temascaltepec, Amoloya de Alquisiras, Tonatico, Sultepec, Ixtapan de la Sal, Valle de Bravo, donde el fin de semana hubo un ofrecimiento y logró tener combustible; Atlacomulco, Ixtlahuaca, Joquicingo, entre otros.

La afectación para las foráneas -dijo- es de 80 y 85 por ciento, por lo que están yendo a cargar combustibles desde Tula, la cual está sumamente saturada porque atiende a su región y los estados de Hidalgo, Estado de México, Querétaro, Guanajuato y Jalisco; y Acapulco, principalmente, la cual recibe barcos.

"Por estar fuera del radio de la Terminal de Toluca debemos transportar con vehículos propios, antes hacíamos entre dos y tres viajes diarios a cada una de las estaciones, ahora que vamos a Acapulco hacemos un viaje cada dos días. No tenemos relevos de choferes y debemos darles tiempo para que descansen".

Atlacomulco, Tejupilco, Valle de Bravo, Ixtapan de la Sal y Tonatico -agregó- son los municipios que más les preocupan por su tamaño y la afluencia de personas cada fin de semana, por lo que pidió que Pemex que también que los apoye porque están enfrentando problemas muy serios.

"Este lunes estuvo prácticamente parado todo Tenango del Valle".


LC

NOTAS MÁS VISTAS