BlackRock ampliará sus actividades de inversión privada

Medida por escasez de salidas a bolsa
Firma anunció recaudar 10 mdd.

Robin Wigglesworth

BlackRock planea aumentar sus actividades de inversión privada, preocupado de que el mercado de valores de EU se reduce debido al aumento en las recompras y la escasez de nuevas salidas a bolsa, pero también atraído por las crecientes oportunidades en el mercado de deuda privada.

Mark Wiseman, director global de valores activos de BlackRock y presidente del negocio de inversión “alternativa” —como capital privado, bienes raíces y fondos de cobertura— dijo al Financial Times que ampliar sus capacidades de inversión privada se convirtió en “prioridad cada vez mayor” para el grupo de inversión de 6 billones de dólares.

“Creo que es una de las cosas más emocionantes que ocurren actualmente en BlackRock”, dijo Wiseman. “Creo que la mayoría de los inversionistas se van en esa dirección. En parte, toman esa dirección... porque los mercados públicos líquidos se reducen”.

“Mercados privados” es un término general para cualquier tipo de activo que no cotiza en bolsa, como préstamos directos o acciones no cotizadas. Los analistas de JPMorgan estiman que las asignaciones de los fondos de pensiones en inversiones tradicionales de capital se redujeron alrededor de 10 por ciento en las últimas dos décadas, pero las asignaciones a los mercados privados aumentaron aproximadamente 20 por ciento en el mismo periodo.

El interés ha sido particularmente fuerte en los últimos años, alimentado por un cambio profundo. Si bien el valor del mercado de valores de EU —según lo medido por el S&P Total Market Index— casi se duplicó en la última década para llegar a 31.6 billones de dólares, esto se debe más al aumento de los precios que a la ampliación del universo de las compañías que cotizan.

Las ofertas públicas iniciales se desaceleraron marcadamente desde el auge de las punto com y que las corporaciones estadunidenses en su lugar surgieron como los principales compradores de sus propias acciones, tanto a través de fusiones y adquisiciones como de enormes programas de recompras de acciones.

El recorte a impuestos corporativos de este año aumentó el frenesí de recompras. Los analistas de Bernstein estiman que firmas estadunidenses están en camino de alcanzar recompras de acciones por un valor de 1.2 billones de dólares propias este año. Eso elevará el total desde 2010 a más de 5 billones de dólares, más grande que el valor del programa de expansión cuantitativa de la Reserva Federal de EU después de la crisis.

A principios de este año, BlackRock anunció que recaudaría hasta 10 mil millones de dólares para un nuevo vehículo “de capital privado a largo plazo” y compró Tennenbaum Capital Partners, un grupo de inversión de 9 mil millones de dólares, para aumentar sus inversiones en deuda privada. Junto con infraestructura y bienes raíces, estas cuatro áreas serán los principales “pilares de crecimiento para BlackRock”, dijo Wiseman.

La adquisición de Tennenbaum aumentó los activos “alternativos no líquidos” en 9 mil millones de dólares para alcanzar aproximadamente 76 mil millones de dólares, y Wiseman indicó que este es solo el comienzo de un empuje más amplio de mercado privado por parte de la unidad BlackRock Alternative Investors encabezada por David Blumer.


NOTAS MÁS VISTAS