Gerardo Esquivel: si dinero no alcanza se ajustará gasto, no deuda

El próximo subsecretario de egresos reiteró que se eliminarán programas sociales que no sean estratégicos y que habrá menor gasto en publicidad.
Gerardo Esquivel, el próximo subsecretario de egresos (Foto: Octavio Hoyos)

Silvia Rodríguez

Gerardo Esquivel, subsecretario de egresos de la Secretaría de Hacienda propuesto por el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que si los recursos públicos no alcanzaran para cumplir con los objetivos de infraestructura y programas sociales, no se recurrirá a mayor deuda, sino que habrá un ajuste en el gasto

Durante su participación en la Cumbre México 2018 organizada por la agencia calificadora Moody’s, indicó que lo que se proponga en el paquete económico de 2019 se va a cumplir, pues habrá un rediseño para liberar recursos, pero en el caso de que no alcanzara, “no se va a trasgredir el límite de deuda”. 

En este sentido, Esquivel señaló que habrá un cambio de visión dentro del contexto de estabilidad macroeconómica que garantice sostenibilidad fiscal, baja inflación y autonomía del banco central, donde habrá una revisión del presupuesto que se vea reflejado en las prioridades del gobierno de López Obrador. 

Abundó en que se planteará un superávit primario al menos de la misma magnitud que el actual (0.8 por ciento del PIB) y que la única forma de aumentar los ingresos será elevar la eficiencia recaudatoria, pues no habrá mayores impuestos en los primeros tres años de la administración. 

Así, el próximo funcionario reiteró que el presupuesto le dará prioridad a la inversión pública, pues ésta no sustituye a la privada, con un incremento de al menos un punto del producto interno bruto (PIB), “se necesita inversión en infraestructura, porque este año será el más bajo en la historia como proporción del PIB”, expuso. 

Para los programas sociales, agregó, habrá eliminación de algunos que no sean considerados estratégicos, menor publicidad, reducción en la estructura burocrática, ajuste en las compras del gobierno y una revisión integral del Ramo 23, que no se puede eliminar, pero sí se puede revisar.

En este contexto, Gerardo Esquivel considera que, en general, ha habido una comprensión favorable del mensaje que la siguiente administración ha enviado, que implica responsabilidad social, crecimiento económico, combate a la pobreza y desigualdad y reducción de la vulnerabilidad del país, pues lo ha reflejado en flujos de inversión y el tipo de cambio. 

GGA

NOTAS MÁS VISTAS