Pasión desbordada desde la juventud hasta la tercera edad el 14 de febrero

Puebla ofrece espacios destinados para los encuentros sexuales para todos los gustos, desde temáticos hasta tradicionales, desde 100 pesos por el tiempo reducido hasta los 2 mil 200 para permanecer por el tiempo que sea necesario.
Para el 14 de febrero Puebla dispone de al menos 4 mil habitaciones en moteles (Miguel Romero)

Verónica López

El 14 de febrero, día del amor y la amistad o el día de San Valentín, es una de las mejores fechas para los más de 200 moteles que operan en la entidad poblana, donde la pasión se desborda entre los jóvenes, adultos y personas de la tercera edad.

Aunque durante todo el día se registra movimiento con la entrada y salida de parejas de los moteles, a partir de las 16:00 horas, la demanda aumenta y para las 19:00 horas, la ocupación alcanza el 100 por ciento y comienzan las filas.

Parejas compuestas por un hombre y una mujer, por dos hombres, por dos mujeres, por jóvenes, por adultos o por adultos mayores, acuden a los llamados lugares de cinco letras para demostrarse amor.

Puebla ofrece espacios destinados para los encuentros sexuales para todos los gustos, desde temáticos hasta tradicionales, desde 100 pesos por el tiempo reducido hasta los 2 mil 200 para permanecer por el tiempo que sea necesario.

Para la celebración del Día del Amor y la Amistad, Puebla dispone de al menos 4 mil habitaciones en moteles. Algunos establecimientos ofrecen desde bebidas de cortesía, descuentos en habitaciones, obsequios como flores o bombones, aunque el costo de habitación depende del tipo de amenidades, ubicación y confort.

Manuel Domínguez Gabián, presidente de la Asociación Poblana de Hoteles y Moteles, explicó que la industria para los encuentros amorosos está evolucionando y, a diferencia de años pasados en los que se limitaba el tiempo, en la actualidad se permite que las parejas permanezcan por el tiempo que se requiera o se pueda.

“El 14 de febrero se mantiene como una de las fechas que generan mayor ocupación en los 200 moteles que operan en Puebla. Cada año, los establecimientos se renuevan para ofrecer a los enamorados privacidad y celebrar el amor”, comentó.

Los moteles poblanos ofrecen diferentes opciones para los enamorados o los amigos con derecho, desde las habitaciones convencionales con una cama, hasta diferentes temáticas como corazones, un tubo, jacuzzi y diferentes posibilidades de juegos sexuales.

Son más de 200 moteles en Puebla que ofrecen habitaciones por tiempo indefinido, desde los 100 pesos a más de 2 mil 200 pesos, según las amenidades y gusto del cliente, refiere Domínguez Gabián. La estancia promedio de ocupantes oscila entre las tres y las cinco horas.

Aunque la industria de los moteles ya no se encuentra en su mejor momento, en la actualidad, están en proceso de construcción cuatro nuevos espacios, tanto en la capital como en la periferia.

“El 14 de febrero sigue siendo un día bueno. Antes era excelente, ahora simplemente es un día bueno. La gente empieza a entrar a las 16:00 o 17:00 horas y se saturan a las 19:00 horas. No es que sea un buen día, sino que tiene ciertas horas de saturación. Tenemos otros días mucho mejores para los moteles, pero el 14 de febrero sigue siendo bueno. En realidad, todos los días del año, una persona puede demostrar el amor y el cariño por su pareja y así debería de ser”, comentó.

Para este año, se espera una alta demanda en los moteles desde el día jueves; y se extenderá durante todo el fin de semana, “Esperamos una buena ocupación dado que cae en jueves se trasladará a viernes, sábado y domingo”, comentó.

La innovación en los moteles

Aunque la esencia de los moteles sigue siendo la misma, brindar espacios discretos para encuentros sexuales entre parejas, la industria registró una transformación ligada a las nuevas tecnologías.

Hace más de 20 años, los moteles ofrecían una cama, dos toallas, dos jabones, una radiocasetera con tres estaciones de radio, todo en un cuarto. En la actualidad, los espacios ofrecen internet inalámbrico, pantallas planas, televisión por cable, canales XXX, espejos, tubos y otras amenidades.

Algunas habitaciones, también, cuentan con tinas de hidromasajes, cama king size y sillones con posiciones, música ambiental, tubos para baile, pistas iluminadas, columpios, antifaces, souvenirs, servicio de comida, estacionamiento para dos automóviles.

“Tienes que innovar de acuerdo a lo que los clientes te van pidiendo. Vas metiendo dentro de las habitaciones ciertas amenidades y eso hace que más gente llegue y que las tarifas aumenten”, comentó.


ARP

NOTAS MÁS VISTAS