De la utopía a la realidad

Las crisis heredadas por el neoliberalismo en México. Parte I

Blas Rafael Palacios Cordero

Los gobiernos neoliberales que se implantaron en México desde la década de los 80´s dejaron saldos muy lacerantes en la población, una devastación en todos los sentidos en el País, varias modalidades de crisis que no son fáciles ni rápidas de revertir, se va requerir de grandes esfuerzos institucionales y financieros, mucha creatividad en las políticas públicas y sobre todo una visión social para revertir los grandes males como son la pobreza y la desigualdad social. 


Una de las modalidades de crisis que se reciente en el día a día, en cada momento de las personas y las familias, es la crisis económica, que tiene en situación de pobreza a dos terceras partes de la población del País, con una gravedad de pobreza extrema a decenas de millones de familias en todo el territorio nacional que no cuentan con lo elemental para satisfacer las necesidades más básicas, esta crisis económica a truncado vidas, le ha impedido a millones de mexicanos salir adelante, provoca muertes cotidianamente, desnutrición, tristeza, depresión, violencia, es el principal factor para la ruptura del tejido social. 


Otro tipo de crisis es la institucional que enquista la corrupción en la mayoría de las instituciones del Estado mexicano, en sus diferentes ámbitos de Gobierno, es por esta vía que se convierte en un torrencial de recursos públicos que se desvían para caer en manos de políticos y empresarios carentes de escrúpulos, recursos que se dejan de aplicar para programas sociales o infraestructura, la corrupción va en detrimento directo de la población. 


Una forma más de crisis es la de seguridad pública, cada una de las crisis tienen una interconexión entre sí, una en consecuencia de la otra, entre los años 2007 y 2012 se desató una crisis de violencia desbordada en todo el territorio mexicano, unas regiones con mayor intensidad pero fue descomunal el número de muertos y desaparecidos, patrimonios que se construyeron durante generaciones de la noche a la mañana fueron devastados, la delincuencia organizada coludida con gobiernos estatales y municipales, esta crisis de violencia y de seguridad no ha cesado, aunque disminuyó en comparación a esa etapa no ha dejado de ser uno de los grandes males vigentes en el País.

OPINIONES MÁS VISTAS