Política cero

#MeDeslindoComoGael

Jairo Calixto Albarrán


El hashtag del momento desde que Gael García Bernal se deslindó de la inclusión de Manuel Bartlett en el gabinete de AMLOVE que luego derrapó en pitorreo. Era lo obvio. Si incluyes en tu gabinete a un personaje como Bartlett lo más lógico es que tus fuerzas vivas te miren de soslayo y los pongas a parir chayotes al tratar de defenderlo de la crítica que evidentemente lo iban a poner, en un alarde de imaginación,  con carita de angelito pero cuerpo de dinosaurio, mientras le recordaba su responsabilidad en la caída del sistema que empoderó a Salinas, sin olvidar sus frases sobre la izquierda mexicana donde la pone como lazo de cochino. 

No importa que Darth Bartlett hace mucho que haya abandonado la estrella de la muerte tricolor buscando una redención que nunca encontrará o que se haya enfrentado a priistas y panistas en las cámaras en contra de las reformas estructureichons, la venta de garage de Pemex, porque su pasado lo perseguirá aún mucho después de que don Manuelito se haya convertido en polvo. Por más que personalmente vaya y le aplique una huracarrana a Charly Salinas, será recordado por el fraude electoral del 88 que hoy tanto evocan neymariñamente esos intelectuales que en su momento no movieron un dedo, cabe recordar. Ustedes, sí ustedes, saben quiénes son.

Eso sí, qué necesidad tenía el Peje de estas cosas. Digo, puede que Darth Bartlett sea útil en la cuarta transformación, pero se pudo haber ahorrado ese golpeteo. Está como el hoy ya muy olvidado Dotor Mit que por andar de hablador acusando de secuestradora a Nestora Salgado quizá va a tener que disculparse con ella. O pagar de su bolsa la multa de a peso que exige el INE, mostrando su sentido de la equidad.

Es lo malo de opinar sobre lo que no se sabe. Una mala costumbre que las redes sociales alientan y que Umberto Eco llegó a señalar como una abominación. Por eso hoy tenemos a un montón de especialistas en cualquier tema pero con la preparatoria trunca, llenando su timeline de ideas que compiten con las del legendario portero Iker Casillas, que, como todo miembro de esa secta que piensa que la Tierra es plana, pone en duda la llegada del hombre a la Luna. Ahora se cuestionó a Guillermo del Toro por dar becas y hasta a un chico que obtuvo una de ellas lo regañaron porque no podía pagar su viaje a París y organizó una colecta y lo acusaron de huevón (lo bueno es que el propio cineasta al final pagó el vuelo). Y cómo olvidar los regaños en Twitter porque hay quienes se comieron unos chiles en nogada en julio (¡oh, traición a la patria) y merecen ser fusilados por los big brothers de la masticación y las degluciones conforme a derecho.

Como quiera que sea y por más que el Peje defienda a Bartlett, su presencia en el gabinete solo genera turbiedad y desconcierto. Así tuviera la fórmula para llevar al TRI al quinto partido, ese muchacho no debería estar ahí. Por eso yo también #MeDeslindoComoGael.

jairo.calixto@milenio.com
www.twitter.com/jairocalixto

OPINIONES MÁS VISTAS