Ignorancia y poder

En frecuencia

Miguel Ángel Puértolas

Miguel Ángel Puértolas
/

Ayer escuché un comentario que no es la primera vez que escucho y que se ha vuelto cada vez más frecuente y es que “los políticos deben de ser más empáticos y bajarse al nivel de los ciudadanos” craso error.

Creo que al contrario, los ciudadanos merecemos una educación de calidad que obligue a los políticos a subir a nuestro nivel, la empatía con los ciudadanos debe ser con mexicanos preparados y no seguir apostando a la ignorancia y a la dádiva como una premisa para mantenerse en el poder.

Los niveles de educación en México van en caída, y nuestro gobierno sigue rechazando los instrumentos internacionales para medir el impacto que ha tenido el fenómeno de la pandemia mismo que profundizó el grave rezago educativo que registró la prueba PISA en 2018, y que ahora aceptan aplicar a medias.

Se calcula que 500 mil estudiantes dejaron las aulas y la pérdida de escolaridad efectiva promedio se ha calculado entre uno y dos años, apenas 2 de cada 10 niños inician sus estudios primarios y terminan con una carrera universitaria, por una gran cantidad de factores que siguen sin subsanar.

Aunado a todo ello se pretende instaurar una reforma educativa que muchos consideran como un retroceso, aunque también es cierto que el sistema que hoy tenemos no está diseñado para dar a los estudiantes las herramientas necesarias que les permitan ir más allá de convertirse en empleados.

La ignorancia se convierte en el arma principal de propaganda política, y tenemos gobiernos que nosotros mismos nos ganamos, pues en peroratas nos perdemos y consumimos toda mentira que de la boca de quienes tienen el poder sale.

Por eso no conviene una educación en enseñe a razonar, porque el pueblo bueno e ignorante se convierte en neoliberal y enemigo en el momento en que reclama lo suyo teniendo conocimiento de la verdad y el porqué de las cosas.

No señores políticos no se “rebajen”... enfrenten a ciudadanos educados y pensantes y en ese momento cambiarán muchas cosas para el país.

Miguel Ángel Puértolas

miguel.puertolas@milenio.com

OPINIONES MÁS VISTAS