En frecuencia

Sin estrategia conjunta no habrá “golpe de timón”

Miguel Ángel Puértolas

Recuerdo muy bien la primera vez que el gobernador electo, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, habló de un golpe de timón en materia de seguridad y fue en este medio. Justo fue el día en el que él mismo daba una baja calificación a lo hecho en la materia y habló de la necesidad de un cambio en la forma de hacer las cosas para evitar que Guanajuato se siga hundiendo en esta vorágine de criminalidad.

A partir de ahí se ha especulado sobre si el famoso “golpe de timón” radicaría en un cambio de titulares al frente de seguridad o un cambio en la forma de hacer las cosas para hacer frente a uno de los problemas que más ha golpeado al estado, lo cierto es que ese golpe de timón hoy es una de las estrategias mejor guardadas seguro hasta el arranque de la administración que le tocará encabezar y cuyo inicio es en 15 días.

Lo que es cierto es que ese golpe de timón del que se habló en su momento, requiere una estrategia conjunta, en la que no solo el gobierno del estado, sino también los municipios y el gobierno federal, que deberá de estar interesado en evitar que un estado como Guanajuato sea referente negativo a nivel internacional, pongan su granito de arena para acabar con el alza en la violencia que ha alcanzado límites no imaginados.

Sí, la administración que encabezará Diego Sinhue, deberá de hacer cosas diferentes a lo hecho hasta hoy, si desea resultados diferentes y seguir un camino en el que haya responsabilidad compartida, pero también el gobierno federal deberá de poner empeño en apoyar a la actual administración de lo contrario no importa lo que se haga en lo local, hay delitos y acciones que sólo la autoridad federal puede hacer frente.

Esperamos que no haya un sesgo partidista en esta lucha que le tocará encabezar al gobernador electo justo al final de este mes y cuyo arranque podría definir cuál será el futuro del estado en materia de seguridad, pues debemos de aspirar más allá de solo estar por debajo de la media nacional en homicidios, sino que además deberemos volver a los niveles que teníamos hace 6 o 12 años por lo menos.

Hay que recordar que la mayoría de los homicidios que ocurren en el estado (obviamente en el país también) tienen su origen en el crimen organizado, lo más fácil sería endilgar la responsabilidad del combate al homicidio como delito del fuero común al estado y hacerse de la vista gorda en erradicar su origen lo cual es competencia federal. El golpe de timón también tiene que venir desde la federación.

Los municipios obviamente también tienen que dar un golpe de timón y dejar de recargarse en estado y federación para excusarse de no actuar, sin ese apoyo conjunto sin una estrategia que incluya a todos los gobiernos, no habrá golpe de timón unilateral que pueda sacar a nuestro estado de la situación lamentable que se vive.

miguel.puertolas@milenio.com

OPINIONES MÁS VISTAS