Tiempo de compensación

¿Valdrá la pena el gasto?

Minelli Atayde

Desde que se volvió a poner la playera de la selección mexicana, Ricardo Ferretti se ha cansado de decir que tiene contrato con Tigres, que lo quiere cumplir y que por eso no acepta dirigir al cuadro azteca en todo el proceso rumbo a Qatar 2022. Al mismo tiempo, el Tuca abre la puerta. Parece un juego el que hace el estratega con sus palabras, algo parecido a un “no, pero sí”.

Por supuesto, para la Femexfut es una opción importante, y va a intentar retenerlo. El costo es mucho, pues además del monto económico que hay que darle a Tigres, también habrá que sumarle su sueldo, el cual sería de poco más de dos millones de dólares al año, cifra que se ha pagado a otros entrenadores, no a Juan Carlos Osorio, quien ha sido uno de los que menos cobró con un millón de dólares.

Se dice que el Tuca ha mencionado a sus allegados que le interesa ir al Tricolor, siempre y cuando Tigres se lo permita, pero que si no se da, también se quedará tranquilo, pues sabe bien que ahí ya tiene camino recorrido.

Aunque algunos directivos del futbol mexicano no ven viable que se pague esa cantidad, hay otros que sí, que ven en Ferretti al entrenador necesario para encabezar el proyecto que tiene la Federación Mexicana de Futbol de encontrar una nueva generación de futbolistas que, junto a algunos consolidados, lleguen en óptimas condiciones a Qatar 2022, e incluso, al Mundial que realizarán en conjunto Estados Unidos, México y Canadá en el 2026.

La idea, en el cascaron, es pulir a los jóvenes, utilizar las herramientas de tecnología que se han adquirido, proyectos de preparación física, entre otros aspectos. Pero claro, en cuestión de futbol y estilo, ahí es donde quieren que Ferretti ponga todo su conocimiento.

twitter@MINELLIATAYDE



OPINIONES MÁS VISTAS