Cazapalabras

Muletillas en el periodismo actual

Moisés Cervantes

Una acepción de la palabra muletilla es: voz o frase que se repite mucho por hábito. Otro significado es: diminutivo o despectivo de muleta, que es el bastón del torero para engañar al toro (nada más acorde).

Además de muchas pifias en que solemos caer algunos re¬porteros, las muletillas se han vuelto algo usual en el periodismo escrito y que se repite en el periodismo verbal, pero que, de analizarse, resultan superfluas.

Entre los enunciados muletillas más más comunes están: “en otro orden de ideas”, “por otro lado”, “por otra parte”. Si decimos “en otro orden de ideas”, se puede entender que el que escribe utilizará o propondrá una Lógica nueva (entendida como la ciencia que expone las leyes, modos y formas de las proposiciones en relación con su verdad o falsedad).

Si se dice “por otro lado” o “por otra parte, dijo...”, nos podrán preguntar con justicia si es por el lado izquierdo o por el derecho, o por qué parte del cuerpo, en lugar de la boca. También se podría entender que el informante (o una fuente secundaria) se fue a otro lado para añadir algo en su declaración informativa.

En lugar de decir: “en otro orden de ideas”, “por otro lado” o “por otra parte”, si se pretende indicarle al lector, o al auditorio, que se va a abordar otro tema, es conveniente decirlo o desarrollarlo, nada más.

Vemos con una alta frecuencia otra frase muletilla similar: “por su parte, Juan Pérez declaró que…”, cuando lo recomendable es señalar al nuevo personaje e indicar lo que aportó a la información que se expone. Por ejemplo: “el Presidente

dijo que se va a combatir la delincuencia”. Aparte, diremos: “el Secretario de la Defensa Nacional (fulano de tal) explicó la estrategia”, sin necesidad de anteponer la muletilla “por su parte” o “por su lado”.

Otro enunciado muletilla es: “en el mismo sentido” que se emplea con la intención de indicar que se agrega algo sobre el mismo tópico, pero es innecesario porque simple y sencillamente se agrega la información y ya. Tampoco se requiere utilizar: “en otro sentido” al momento de abordar un asunto diferente.

Otros enunciados muletillas más: “cabe mencionar (o señalar)”, o su frase sinónima: “es importante señalar (o recalcar)”, que nos pretenden decir lo que para el autor de la nota informativa es relevante subrayar o agregar a su información, cuando lo que se debe hacer es solo exponerlo o añadirlo.

Una recomendación que podemos seguir es analizar en qué grado se requieren palabras o enunciados (que se convierten en muletillas) y en qué grado podemos dejar de utilizarlas, sin demeritar cualidades del periodismo como son claridad y concisión.


cervanrtesmoises@gmail.com

OPINIONES MÁS VISTAS