Germán Rosero, el testigo que durmió al jurado del ‘Chapo’

Audiencia soporífera. “Hagan un esfuerzo por estar atentos, sé que es un testimonio largo”, pidió el juez Brian Cogan.
El Chapo en su juicio en Estados Unidos. (Reuters)

Iván Ortiz

Como en todo juicio que se respete, las muestras de humor involuntario se hicieron presentes la mañana del miércoles en la Corte Federal de Brooklyn.

Ahora, quien testificó contra Joaquín El Chapo Guzmán fue Germán Rosero, sobrio personaje que trabajó en México como lugarteniente de Juan Carlos Ramírez, Chupeta. Su tono de voz no transmitía emoción alguna, por lo que a las 10:15 de la mañana el juez Brian Cogan suspendió la audiencia y pidió al jurado: “hagan un esfuerzo por estar atentos, sé que es un testimonio largo y muchos se están durmiendo”.

Luego de escuchar el relato de su sanguinario ex jefe, las historias que Rosero relataba a Gina Marie Parlovecchio, asistente del fiscal, eran soporíferas.

A salvar la situación acudió el ecuatoriano Eduardo Balarezo, quien defendió a Zhenli Ye Gon y Arturo Beltrán Leyva, y ahora hace lo propio con El Chapo.

El abogado preguntó a Rosero sobre el acuerdo de darle a Nacho Coronel un cargamento de cocaína que otros miembros del cartel sinaloense habían rechazado. Como para mostrarle la traición en que incurría insistió:

—¿Alguna vez has visto la película El Padrino?

—Sí, señor.

—¿Y sabe quién es Fredo?

—¡Objeción! —gritó alguien desde la mesa de la fiscalía.

Germán Rosero, La Barba, dijo que su misión principal, aparte de negociar con los líderes del cártel de Sinaloa a nombre de Chupeta, era la de mover el dinero de las ventas de la cocaína, desde México a Colombia.

CRONOLOGÍA

20/11/2018
La primera carta fuerte del gobierno estadunidense contra El Chapo fue Jesús El Rey Zambada, hermano de El Mayo.

29/11/2018
Aparece en escena el narcotraficante colombiano Juan Carlos Ramírez Abadía, Chupeta, ex líder del cartel del Norte.

5/12/2018
Presentan como testigo a Germán Rosero, La Barba, operador de Chupeta, cuyas declaraciones fueron largas y tediosas.

NOTAS MÁS VISTAS