Guanajuato, donde más policías han asesinado

ESPECIALES MILENIO / Reportaje

De los 32 homicidios de municipales este año, 90% está vinculado con el crimen organizado; además han muerto 12 estatales, por lo que la entidad encabeza la lista negra en estos casos
En Guanajuato se ha cometido 16.7 por ciento de los 245 asesinatos de policías estatales y municipales. (Archivo)

Milenio Digital

Noventa por ciento de los 32 asesinatos de integrantes de la policía municipal que se han registrado en Guanajuato durante este año están vinculados directamente a la delincuencia organizada.

Lo anterior fue confirmado a MILENIO por funcionarios allegados a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), con base en el resultado de las investigaciones, cuyo avance es de 98 por ciento.

También se reveló que solo 8 por ciento de estos policías preventivos que pertenecían a diferentes corporaciones municipales, y que fueron víctimas mortales de ataques armados, tenía un expediente limpio.

De enero a agosto de este año suman 12 homicidios de efectivos que pertenecían a corporaciones estatales, de ellos, cuatro eran agentes de Investigación Criminal de la PGJE y ocho de la Secretaría de Seguridad Pública del estado.

Sobre estos casos se informó que las investigaciones se concretaron ciento por ciento y solo en un caso el móvil estaba relacionado con el crimen organizado, mientras que el resto no tiene vínculos de este tipo e incluso los uniformados contaban con un expediente limpio.

Según un recuento de casos realixado por MILENIO, Salamanca, a pesar de contar solo con la corporación municipal de Tránsito y Vialidad, suma seis bajas, después del multihomicidio que se registró a principios de junio en la colonia La Gloria, pero además es la localidad donde más ataques contra uniformados se han registrado, y que han dejado como saldo la muerte de preventivos de otras corporaciones policiales pertenecientes a otros municipios, así como estatales y federales.

Con cinco policías municipales asesinados, Irapuato se coloca en el segundo lugar con mayor número de agresiones perpetradas contra uniformados, mientras que Celaya suma cuatro efectivos caídos.

Salvatierra también fue castigado con cuatro ataques armados y tres bajas de la corporación municipal.

Algunos otros municipios con registro de ataques o bajas son Apaseo el Alto, Valle de Santiago, Yuriria, Cortázar, San José Iturbide, y recientemente, Santiago Maravatío y Tarimoro.

La presidenta de Causa Común, María Elena Morera, dijo que la incidencia de homicidios de policías en Guanajuato se debe en gran medida al ingreso de bandas del crimen organizado, por lo que el gobierno estatal deberá tomar cartas en el asunto y revertir la situación o de lo contrario el problema afectará el desarrollo económico que ha favorecido a la entidad.

“El crimen organizado ingresó en el estado de Guanajuato y hemos visto que no solo se ha incrementado el número de policías muertos, sino que en realidad ha aumentado la violencia en la entidad, creo que tiene que haber una recapitulación de la estrategia de seguridad, que el gobierno del estado tome realmente cartas en esto y pueda revertir la situación. Es uno de los estados con mayor desarrollo económico; sin embargo, con la situación de la delincuencia les va a terminar afectando enormemente”.

Señaló que de Guanajuato era reconocido por el desarrollo de sus policías, situación que cambió y de no hacer algo, puede llegar a compararse con otras entidades como Tamaulipas, Michoacán o Guerrero.

“Era un estado tranquilo, traían buenos índices de desarrollo de sus policías, tenían buenos proyectos en los temas de prevención; sin embargo, de unos años para acá se han descompuesto terriblemente con la entrada de los grupos delictivos al estado, y si las autoridades no hacen eso al rato vamos a ver que la entidad va estar desgraciadamente como Tamaulipas, Guerrero o Michoacán”.

La activista expuso que uno de los puntos clave, es también profundizar en las investigaciones y conocer por qué están matando a los elementos policiacos.

Señaló que “es el estado con más homicidios de policías, nosotros tenemos contabilizados 41, pero el otro día el secretario de Gobierno dijo que van 48, principalmente lo que tienen que hacer es investigar por qué los están matando, tienen casi el doble que la segunda entidad que es Guerrero, donde se han registrado 24 asesinatos contra agentes”, agregó.


Por entidad

En Guanajuato se ha cometido 16.7 por ciento de los 245 asesinatos de policías estatales y municipales que se han registrado en el país hasta agosto de este año, encabezando así, la lista negra de 28 entidades, donde ser policía en una profesión de alto riesgo. Lo anterior, según el registro de la organización civil Causa en Común, que concretamente en el estado contabiliza al menos 41 casos.

Guanajuato se sitúa por encima de Guerrero y Veracruz, en cada una de estas entidades 24 elementos han sido asesinados, mientras que en Puebla (23), México (22), Chihuahua (15) y Ciudad de México (13). Tan solo estos seis estados representan 60 por ciento del total de casos, cuyo principal objetivo ha sido elementos de corporaciones municipales, estatales o federales.

Algunas de las 22 entidades que figuran en el mapa como focos rojos para ejercer la labor policial son San Luis Potosí y Tamaulipas, con diez casos en cada uno, Oaxaca (8), Jalisco (7), Baja California, Michoacán, y Morelos con seis casos, Colima, y Zacatecas, con cuatro; Chiapas, Quintana Roo y Sinaloa, donde hubo tres casos en cada estado; Coahuila, Sonora, Tabasco y Tlaxcala, donde en cada uno se investigan dos homicidios, además de Baja California Sur, Durango, Hidalgo, Nayarit y Nuevo León, que con un caso se integraron a la lista.

Causa en Común también refiere que las muertes dolosas de los policías se han registrado en 124 municipios, de los cuales 28 concentran a 127 elementos asesinados, es decir, poco más de la mitad con un 52 por ciento de los ocurridos.

De los casos registrados en Guanajuato, nueve ocurrieron en Salamanca, cinco en Salvatierra, mientras que en Celaya e Irapuato se registraron cuatro casos en cada ciudad, así como tres en Jerécuaro y tres en San José de Iturbide.

En Veracruz, 63 por ciento de los asesinatos ocurrió en el municipio de Amatlán de los Reyes (15) y seis más en Tezonapa.

En Puebla destacan dos municipios: Amozoc y Huauchinango, mientras que en Guerrero, con seis homicidios figura el municipio de Zihuatanejo, además de Chilpancingo con cuatro y Acapulco, tres.

En Ciudad de México, de los 13 casos registrados, cinco ocurrieron en Iztapalapa y tres en la delegación Gustavo A. Madero, mientras que en Chihuahua cinco de los 15 policías asesinados ocurrieron en el municipio de Ciudad Juárez.

Tijuana ha sido el escenario de cuatro de los seis asesinatos de Baja California, en la capital de San Luis Potosí han muerto cuatro y un número igual en el municipio de Soledad de Graciano Sánchez.En Reynosa, Tamaulipas, se han cometido cuatro de los diez homicidios de policías.

La organización civil refiere que durante las campañas electorales asesinaron a 113 policías, que representan 46 por ciento del total del año.

Julio fue el mes con más asesinatos de policías en lo que va del año, con 46 casos y hasta el 30 de agosto se han registrado 27 homicidios de policías.

NOTAS MÁS VISTAS