Luis Echeverría y la trágica muerte de sus hijos

El ex presidente de México tuvo ocho hijos con María Esther Zuno Arce, hija de José Guadalupe Zuno Hernández.

El ex presidente de México tuvo ocho hijos con María Esther Zuno Arce | Especial
Milenio Digital
Ciudad de México /

El ex presidente de México por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), Luis Echeverría Álvarez, fue un político abogado que formó una familia y tuvo ocho hijos.

Luis Echeverría contrajo matrimonio con María Esther Zuno Arce, hija de José Guadalupe Zuno Hernández, quien fuera gobernador del estado de Jalisco de 1923 a 1926.

En su matrimonio tuvieron ocho hijos los cuales son: Luis Vicente, María del Carmen, Álvaro, María Esther, Rodolfo, Pablo, Benito y Adolfo; sin embargo, no todos están vivos, ya que tres de ellos murieron de una forma trágica. 

¿Qué pasó con los hijos de Luis Echeverría?

Rodolfo fue el primero en fallecer en 1983 ahogado en una alberca de sus padres a consecuencia de una embolia a los 31 años. Después siguió Luis Vicente, el primogénito del ex presidente y perdió la vida en 2013 por complicaciones durante una operación del corazón. 

En mayo de 2020, Álvaro quien fuera delegado de Sagarpa durante el sexenio de Ernesto Zedillo, se suicidó a los 71 años a causa de un disparo de arma de fuego en la cabeza.

Su hijo Adolfo es escritor, narrador y maestro de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Estudió literatura en la Sorbona de París. Además, forma parte del catálogo de autores de la UNAM donde ha publicado libros relacionados con las Ciencias Sociales. 

María Esther se ha encarga de promover la colección artística de su madre en lugares como el Museo de Arte Popular, y María del Carmen se dedica al sector educativo.

Sin embargo, de sus demás hijos, Pablo y Benito no se sabe mucho a qué se dedican, salvo que algunos administran parte de las propiedades del ex mandatario. 

LG

NOTAS MÁS VISTAS

¿Ya tienes cuenta? Inicia sesión aquí.

Crea tu cuenta ¡GRATIS! para seguir leyendo

No te cuesta nada, únete al periodismo con carácter.

Hola, todavía no has validado tu correo electrónico

Para continuar leyendo da click en continuar.