El triángulo amoroso de Luis Miguel que puso en riesgo la búsqueda de su madre

Luis Miguel: la serie

De acuerdo con la serie autorizada por el cantante, los celos que despertó en Federico de la Madrid puso en riesgo la ayuda que necesitaba para continuar con la búsqueda de Marcela Basteri.
Luis Miguel estuvo a punto de perder la ayuda de Federico de la Madrid por la relación que tenía con Issabela Camil (Netflix).

Milenio Digital

Los celos pueden ser peligrosos, pero nunca lo fueron tanto como en el capítulo 11 de Luis Miguel: la serie.

Tras descubrir que la mujer del psiquiátrico no es su mamá, Luis Miguel regresa a México dispuesto a pedir ayuda a Federico de la Madrid, hijo del ex presidente Miguel de la Madrid, para contactar con El Mossad, el servicio de inteligencia israelí.

Sin embargo, hay un pequeño problema: Fede lo odia pues le tiene celos porque Issabela Camil, su novia, le presta más atención al cantante que a él. 

Una tarde, Érika —el nombre real de Issabela Camil— llega a la casa en Acapulco de Luis Miguel y éste decide confiarle que requiere le ayuda del papá de Fede, pero le hace prometer a la joven que no dirá nada. 

Más tarde, Federico y Érika se encuentran cenando y ella decide contarle a su novio que fue a visitar a Luis Miguel. Furioso, Fede se levanta de la mesa y decide dar por terminado su noviazgo con la modelo. 

"No quiero saber nada de ti ni de él en la pinche vida", exclama, presa de los celos. 

Sin conocimiento de este incidente, Luis Miguel decide llamar por teléfono a Federico para pedirle su ayuda, pero éste lo llama cínico y se niega a escucharlo, pues piensa que el cantante se está burlando de él.

Al hablar con Érika sobre lo ocurrido, la joven le explica por qué su ex está enojado. Luis Miguel le reclama por haberle dicho a Fede que fue a visitarlo. 

"No piensas en nadie más que no seas tú", le grita. "Me acabas de joder al único contacto que tenía para encontrar a mi mamá; ¿te das cuenta de eso o no te da para más?".

"A mí no me hables así", le responde Érika

Días después, cuando Federico lleva algunas pertenencias a casa de Érika, la joven le explica que Luis Miguel requiere de su ayuda para localizar a su madre, así que finalmente Fede accede a tener una reunión con el cantante.

Sin embargo, el encuentro resulta en confrontación. Aunque el intérprete intenta convencer a Federico de que entre él y Érika no sucedió nada, el hijo del ex presidente está convencido de que así fue. 

"Me encanta que me vengas a pedir favores", le dice Federico a Luis Miguel

"No quise meter ruido en tu relación con Érika", le responde el cantante. 

Pero de poco valen los esfuerzos de El Sol: Federico sigue sumamente molestó con él. 

"No te estoy pidiendo que seas mi amigo, no te estoy pidiendo que me creas lo de Érika, no te estoy pidiendo que me perdones. Te estoy pidiendo que me ayudes a encontrar a mi mamá", le dice casi en tono de súplica Luis Miguel, pero Federico se va. 

Aunque el intérprete ya daba por perdida la ayuda de los De la Madrid, un día Fede aparece en el estudio de grabación para informarle que habló con el Estado Mayor Presidencial y le ha conseguido una cita con una persona. 

Gracias a ello, un agente de El Mossad llega hasta Luis Miguel para informarle que le ayudarán a buscar a su madre, Marcela Basteri.


ehh

¡Consigue tus boletos para ver a Luis Mi!​

NOTAS MÁS VISTAS