Ebrard, De la Fuente y la incertidumbre de noviembre

Ciudad de México /

Los tiempos electorales mexicanos han terminado, pero el proceso electoral estadunidense, más allá de que, a diferencia de otros años, desde hace meses se sabe quiénes serán los candidatos, apenas va comenzando; este jueves será el primer debate entre Donald Trump y Joseph Biden camino a la elección de noviembre.

Juan Ramón de la Fuente, próximo secretario de Relaciones Exteriores, y Marcelo Ebrard, próximo secretario de Economía, estarán, uno supone, atentos.

El debate del jueves será uno que no solo será inédito por lo temprano que se da en los tiempos de la contienda, ni porque no es organizado por la comisión de debates presidenciales, sino porque el tono de la campaña ha sido brutal de parte de Trump al presidente. Lleva meses llenándolo de insultos humillantes. El debate se da en tiempos en que la sociedad estadunidense está enojada y polarizada.

Y uno de los temas que más polariza, y que es uno de los favoritos de Trump, es el de la migración. Seguramente será su tema favorito el jueves, más ahora que Biden ha tomado algunas medidas para legalizar a ciertos residentes en Estados Unidos que son indocumentados. Trump lo ha dicho con tosas sus letras: desde el día uno arrancará el programa de deportación masiva más grande que se haya visto. Eso quieren sus votantes, eso quieren sus seguidores. Ya no será solo la extorsión de hace unos años de pon tu muro de militares en Chiapas o te aumento impuestos. Será peor.

No solo el asunto migratorio se complicará, y en serio, si llega Trump; la revisión del Tratado de Libre Comercio no está tan sencilla. En los últimos meses el ex presidente ha comenzado a hablar de cómo la mudanza de muchas empresas a México ha dejado, según él, sin trabajo a “miles y miles” de estadunidenses y ya ha advertido que no permitirá que autos chinos producidos en México lleguen a EU con las ventajas que da el T-MEC. Cosas similares ha dicho sobre imponer aranceles a otros productos chinos.

Faltan muchos meses para que los estadunidenses acudan a las urnas. Las encuestas hoy señalan una elección muy disputada, aunque en los estados clave, dado el sistema de elección presidencial, Trump trae alguna ventaja.

Por lo pronto, Ebrard y De la Fuente tendrán que comenzar a tomar notas el jueves y pensar qué se va a hacer si gana Donald Trump, porque fácil no va a estar.

  • Carlos Puig
  • carlos.puig@milenio.com
  • Periodista. Milenio TV, Milenio Diario y digital, de lunes a viernes. Escucho asicomosuena.mx todo el tiempo.
Más opiniones
MÁS DEL AUTOR

LAS MÁS VISTAS

¿Ya tienes cuenta? Inicia sesión aquí.

Crea tu cuenta ¡GRATIS! para seguir leyendo

No te cuesta nada, únete al periodismo con carácter.

Hola, todavía no has validado tu correo electrónico

Para continuar leyendo da click en continuar.