La Tremenda Corte

La tremenda corte

Editoriales

Editoriales
León /

¿Que si tiene amigos y admiradores? Por supuesto que sí. Enrique Ibarra Pedroza, político, historiador, funcionario, amigo, profesor, y hombre de familia, recibió ayer un merecido homenaje por su trayectoria de 55 años de servicio público para Jalisco. Un enorme salón de Expo Guadalajara fue insuficiente para recibir a todos aquellos que quisieron participar de manera directa en reconocimiento público al hombre nacido en Tototlán, pero que conoce todo el territorio estatal como si fuera la palma de su mano. Hubo numerosas palabras de cariño para el maestro Ibarra, pero las más sentidas y conmovedoras (incluyendo algunas anécdotas graciosas) fueron las de su familia inmediata, quienes mostraron el lado que no siempre alcanzamos a apreciar del político. Va desde aquí un abrazo y una felicitación a don Enrique por ese merecido homenaje.

Un poco retrasado (nomás 24 horas), pero el Cordonazo de San Francisco metió ayer en problemas a buena parte de la Zona Metropolitana de Guadalajara, sobre todo el poniente y norte de Guadalajara y Zapopan. A fondo tuvo que emplearse personal de Protección Civil para mitigar los problemas de inundaciones que colapsaron la movilidad. Avenida Patria, que había prácticamente superado todas las pruebas del temporal 2022, no logró escapar de las inundaciones y muchos automovilistas pagaron las consecuencias.

Podríamos decir que 105 años son nada cuando los cumple un diario tan jalisciense como lo es El Informador. Tres generaciones de la familia Álvarez del Castillo han plasmado la identidad del periódico local, y comandando a cientos de periodistas, administrativos y personal de producción que mantienen en alto el nombre de una empresa que es ya una institución. Que sigan los éxitos.

La vida interna en la Presidencia Municipal de Puerto Vallarta comienza a fracturarse. Todavía no llega la sangre al río, pero es un hecho que hay divisiones, grillas y conflictos en el equipo del alcalde Luis Michel, quien goza de simpatías entre los ciudadanos, pero que no ha podido contener los ímpetus de políticos y funcionarios que miran hacia 2024, cuando aún no es tiempo para ello.

OPINIONES MÁS VISTAS