Un blanco en la espalda

Ciudad de México /

Ser imparcial no es natural, no es humano. Ser objetivo, tampoco.

Florestán

Ayer el presidente López Obrador cruzó provocadoramente una línea en la que, al hablar de proteger a periodistas, nos puso un blanco en la espalda.

Cuando en lo que va de su gobierno han asesinado a 43 periodistas, ha endurecido su ofensiva contra un círculo de no más de cinco reporteros, arreciando sus ataques y llevándolos a una frecuencia casi cotidiana, azuzando a los suyos, en un acoso no visto y de lo que no hay referente en país alguno.

En lo personal, le contaba el martes y recupero hoy, me ha aludido 240 veces, acerando sus ataques en 2023, con 115 menciones en 243 mañaneras, una sí y otra no, y solo en las 22 de enero fueron 15, de nuevo más de una mención cada dos conferencias.

Pero ayer, al referirse a la violencia electoral y sin que viniera al caso, soltó: (Y también, estamos) protegiendo periodistas, porque son muy perversos los conservadores, hay gente mala de malolandia. Ayer que vi lo de esta señora me preocupó; imagínense, le pasa algo, pero de inmediato nos culpan a nosotros y para culparnos podrían hacer una cosa así, porque es gente sin escrúpulos morales, de malas entrañas. Entonces tenemos que cuidar a todos los periodistas; que esté bien protegido Loret, que esté bien protegido Ciro, que esté bien protegido Joaquín, Carmen Aristegui, todos, y decirles que hay que cuidarnos todos porque sí, hay gente mala, además muy tontos, que piensan que con una acción así van a cambiar las cosas.

Y le pregunto, Presidente: ¿qué acción, cosa, así nos podría pasar que usted considera que necesitamos protección y qué cambiaría las cosas?

Y agrego: A pesar de habernos, haberme puesto la diana en la espalda, ¿qué mensaje está mandando a los malos de malolandia o a sus incondicionales para hacer una cosa así?

No juegue con eso, los está animando, llamando, convocando.

Usted cruzó una línea que nadie había atravesado y con el engaño de dar protección nos hizo, me hizo más vulnerable.

RETALES

1. AYER. López Obrador anunció el pasado 26 de enero que el 28 de febrero, ayer, la refinería de Dos Bocas estaría produciendo a su máxima capacidad, 280 mil barriles diarios. Hoy es 29 de febrero y esa obra emblemática, así las llaman, sigue sin refinar un solo litro;

2. CORTE. Al mismo tiempo que los diputados de Morena iniciaron el proceso de juicio político contra el ministro Alberto Pérez Dayán por el rechazo a la Ley de la Industria Eléctrica, la secretaria de Economía, Raquel Buenrostro, celebraba que ese fallo hubiera evitado un largo litigio con EU y Canadá; y

3.  MISIÓN. Seguimos sin saber si a la expedición que López Obrador mandó a Panamá a rescatar al único de los 50 mil desaparecidos que le importa, el general Catarino Erasmo Garza, perdido en 1895, ya le fue autorizado el desembarco. Llegaron el domingo. 

Nos vemos mañana, pero en privado


  • Joaquín López-Dóriga
  • lopezdoriga@milenio.com
  • Periodista con más de 50 años de trayectoria en televisión, radio, medios escritos y electrónicos, escribe de martes a viernes su columna "En privado" en Milenio Diario
Más opiniones
MÁS DEL AUTOR

LAS MÁS VISTAS

¿Ya tienes cuenta? Inicia sesión aquí.

Crea tu cuenta ¡GRATIS! para seguir leyendo

No te cuesta nada, únete al periodismo con carácter.

Hola, todavía no has validado tu correo electrónico

Para continuar leyendo da click en continuar.