Younghoe Koo, desde Corea del Sur a brillar en la NFL

Esta es la historia de un niño coreano que tuvo que atravesar el mundo y una barrera de lenguaje para finalmente convertirse en el segundo pateador mejor pagado de la NFL

La historia de Younghoe Koo con los Atlanta Falcons (Getty)
Jimena Rodríguez
Ciudad de México /

No se trata de otra historia de éxito en la NFL, pues el camino de Younghoe Koo, pateador estelar de los Atlanta Falcons, es único. Tiene 28 años, llegó a la NFL en 2017, fue cortado cuatro semanas después por los Chargers, brilló en la AAF y eso le valió una segunda oportunidad en la liga para 2019 con una franquicia que ha explotado al máximo su talento hasta ganarse un Pro Bowl en 2020 y una renovación de contrato por cinco años como el segundo pateador mejor pagado.

24.5 millones firmados en marzo que significan estabilidad en su vida profesional. Así lo revela en una entrevista para CNN, donde detalla lo complicado que fue encontrar dirección después de ser cortado como novato a sus 23 años “Cuando me quedé sin dinero de los Chargers, regresé a vivir con mi mamá y ahí es cuando solo esperas la llamada, esperando por un entrenamiento… Al salir de la universidad yo sentía que lo sabía de todo, cuando en realidad no sabía nada. Decidí soltar el ego y comenzar a hacer preguntas.”


Ya de pequeño, Koo tuvo que atravesar una mudanza al otro lado del mundo. Nacido en Seúl, Corea del Sur, dejó su nación para mudarse con su mamá a New Jersey a los 12 años. Al no ser bueno en la escuela, se enfocaba más en jugar futbol y fue a través de los deportes que se forzó a aprender el idioma y encontrar amigos. En Estados Unidos llegó de practicar futbol a probar el amado americano en su nuevos círculos sociales y al notar su capacidad natural para patear la pelota, solo fue lógico que comenzara a practicar de manera más profesional.

Por supuesto si bien al crecer notó el racismo que existe en la cultura estadounidense, decidió ignorarla “Ser blanco, asiático, negro o lo que sea. El futbol no sabe quien está pateando. Cuando la pelota está volando, lo que importa son los resultados “Si ven mi historia, yo no hablaba inglés, no sabía lo que era el futbol (americano). Me costaba trabajo decir ‘¿Qué vas a hacer el fin de semana?’. Creo que cualquiera que tenga un sueño y solo lo persiguen y trabajan duro, pueden hacer un plan e ir por él.”




JR

LAS MÁS VISTAS

¿Ya tienes cuenta? Inicia sesión aquí.

Crea tu cuenta ¡GRATIS! para seguir leyendo

No te cuesta nada, únete al periodismo con carácter.

Hola, todavía no has validado tu correo electrónico

Para continuar leyendo da click en continuar.