Inicia juicio contra hombre acusado de matar y comerse el cadáver de su madre en España

El principal sospechoso es Alberto S.G., de 28 años, y es identificado como el 'caníbal de Las Ventas', en un crimen que ha conmocionado a todo el país europeo.

El sujeto de 28 años, según la versión de la policía, afirmó que realizó canibalismo al cuerpo de su madre. | El Mundo

AFP

La fiscalía de España pide 15 años de prisión para un hombre juzgado esta semana en Madrid por presuntamente estrangular a su madre, descuartizarla y comerse el cuerpo, siendo un caso que generó una profunda conmoción, especialmente en la comunidad donde se produjo el inusual hecho.

El hombre es identificado como Alberto S.G., de 28 años, aunque también ya es conocido como el 'caníbal de Las Ventas', por el barrio madrileño donde se produjo el crimen. Actualmente se encuentra detenido por el delito de homicidio y otro de profanación de cadáveres.

De acuerdo con el escrito del fiscal, el suceso ocurrió a principios de 2019 cuando el procesado tuvo una discusión con su madre de 69 años en el piso que compartían en Las Ventas, junto a la famosa plaza de toros de Madrid.

Durante el enfrentamiento, el hijo estranguló a su progenitora, trasladó el cadáver al dormitorio y con "una sierra de carpintero y dos cuchillos de cocina" descuartizó el cadáver "con el propósito de ir haciendo desaparecer su cuerpo".

"Una vez troceado el cuerpo, el acusado se fue alimentando en ocasiones durante unos 15 días de los restos cadavéricos, guardando otros restos en varios recipientes de plástico por la vivienda y en el interior de la nevera", indica el fiscal.

También puso algunos restos en bolsas de plástico y los arrojó a la basura, añade el documento judicial.

"Discutíamos por tonterías", dice el acusado

El juicio que se llevó cuando era la mañana del miércoles en España, el hombre relató que tenía habitualmente discusiones con su madre, afirmó además que era adicto al alcohol y al hachís.

"Discutíamos por tonterías, pero a veces nos llevábamos bien", dijo el acusado, quien además sostuvo que acudía a una casa okupa a consumir drogas. Su madre, de quien ha dicho que era alcohólica, le solía cobijar al no querer que se quedase en la calle "por pena", según consigna El Mundo.

En la misma instancia judicial, el sospecho del crimen dijo que mientras consumía droga y veía la televisión solía escuchar "mensajes ocultos". El mismo medio estable que el acusado no recuerda nada de lo sucedido, pero que oía voces que le decían "mata a su madre" y "te voy a descuartizar".

También detalló que desde los quince años oía "voces de vecinos, de conocidos, de famosos", afirmó que era víctima de burla de sus amigos al sufrir incontinencia urinaria y mencionó un episodio en el que su madre le llevó al centro psiquiátrico del Hospital de La Princesa, "supongo que para ser abandonado".

Citado como testigo en el juicio de hoy, uno de los agentes aseguró que el sospechoso reconoció haberse comido algunos restos crudos y haber cocinado otros o habérselos dado al perro, señaló la prensa local.

Alberto S.G. fue detenido el 23 de febrero de 2019 en su piso por la policía, que había acudido después de que una amiga de su madre denunciara su desaparición, apuntaron entonces los medios locales.

Cuando le preguntaron en la puerta si su madre estaba dentro, él contestó afirmativamente y les dejó pasar.

"Lo que se encuentra es una escena dantesca", dijo un policía sin identificarse en la cadena Telecinco, que también evoca posibles problemas de drogadicción del joven.

La fiscalía pide una condena de 15 años y cinco meses de cárcel y una indemnización de 90 mil euros (más de dos millones 150 mil pesos) para su hermano mayor, quien el viernes dará su versión de los hechos.

NOTAS MÁS VISTAS