Niña de 6 años participa en ensayo de vacuna mientras lucha contra el cáncer en California

Layla es una niña de 6 años de California, que se ha ofrecido como voluntaria para el ensayo de una vacuna contra el covid-19, mientras lucha contra el cáncer de cerebro.

Layla Mahoney es una de los 60 niños en San Diego, CA que participa en el ensayo de vacuna. (Foto/Especial)

Milenio Digital

Layla Mahoney ha llamado la atención de todos, al ser una niña de 6 años que se ha ofrecido como voluntaria para probar el ensayo de la vacuna covid-19 para niños de 5 a 11 años, mientras lucha contra un tumor cancerígeno en el cerebro.

A solo unos días de que la FDA podría aprobar la vacuna Pfizer en niños de 5 a 11 años, algunos padres ya han manifestado su temor por los posibles efectos de la vacuna en los infantes. Sin embargo, Layla Mahoney ha demostrado que no solo está dispuesta a luchar contra el cáncer, sino también contra el covid-19.

El padre de Layla, Shawn, es un fotógrafo ambiental y marino de profesión que junto a su esposa Mariel, ya han llevado a Layla a varias aventuras que muchos niños sueñan con tener. Sin embargo, Layla fue diagnosticada con un raro cáncer este verano.

En su intento de salvar a Layla del cáncer, sus padres ya han pasado 2 cirugías con ella y ahora Layla se somete a terapia de protones a diario. Además de comenzar un tratamiento de quimioterapia en diciembre.

“Soy siempre optimista y seguiré siendo así. Es importante para nosotros mantenerla lo más segura posible y a otras personas que están inmunodeprimidas”. Agregó Mariel, madre de Layla.

Ahora Layla lucha contra el covid-19

Layla Mahoney con tan solo 6 años, ahora es una de los pocos miles de niños en todo Estados Unidos que ha decidido participar en un ensayo de vacuna contra el covid-19 de la vacuna Moderna, para ser probada en niños de 6 a 11 años.

De esta forma, Layla se convierte en una de los 60 niños dentro del condado de San Diego en aventurarse a vencer el covid-19 y posiblemente salvar la vida de millones de niños, mientras lucha contra el cáncer.

Shawn y Mariel hicieron una investigación sobre las vacunas covid-19 para niños, al sentirse cómodos con lo que aprendieron, ofrecieron a Layla como voluntaria para el ensayo de la vacuna Moderna, justo antes de que comenzaran los dolores de cabeza.

Layla pasó por una serie de pruebas, antes de recibir la vacuna. Una vez que fue aceptada y recibió su primera vacuna, sus padres recibieron una llamada donde les revelaron que Layla tenía un tumor raro y necesitaba cirugía de inmediato.

A medida que Layla avanza con su tratamiento contra el cáncer, su sistema inmune se debilita. Así que tras recibir una inyección contra el covid-19, las posibilidades de Layla de sobrevivir son más grandes.

Además, los padres de Layla crearon una página en GoFundMe a nombre de Layla para destinar las ganancias al Hospital de Investigación Infantil St. Jude y otras organizaciones, con el objetivo de recaudar $100,000 dólares.

wgp

NOTAS MÁS VISTAS