Madrid ordena reanudar las corridas de toros con público pese al covid-19

La medida se toma dos días antes de las elecciones para el gobierno de Madrid. La actual presidenta Isabel Díaz Ayuso, quien busca la reelección, aseguró el mes pasado que "Cuando hay toros, hay libertad".

La tauromaquia ha estado en el ojo del huracán debido al maltrato animal. (EFE)

AP

Las corridas de toros con público se reanudaron en Madrid por primera vez desde que comenzó la pandemia, con la presencia de varios miles de espectadores en la plaza Las Ventas de la capital española.

"Cuando hay toros, hay libertad", señaló el mes pasado la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. "Cuando han prohibido los toros, la libertad no ha ido a mejor".
Con la pandemia de covid-19, la tauromaquia tuvo que suspenderse debido a su categoría de evento masivo. (EFE)

Las autoridades regionales permitieron el evento, cuyas ganancias se destinarán a apoyar al sector de la tauromaquia, que resultaron afectadas económicamente por el confinamiento y las restricciones a los eventos masivos.

Las autoridades de Madrid ordenaron que la plaza sólo fuese ocupada a un 40 por ciento de su capacidad, por lo que solamente podían asistir un máximo de 6 mil aficionados. Los espectadores tenían asientos asignados y debían portar cubrebocas todo el tiempo. Entre los toreros participantes estaban los destacados Enrique Ponce y Julián "El Juli" López.

A mediados del año pasado se reanudaron las corridas de toros en la región sureña de Andalucía con un 50 por ciento de ocupación en las plazas tras un confinamiento total en el país durante los peores meses de la pandemia.

El momento elegido para reactivar la fiesta brava en Madrid tiene implicaciones políticas. Además de que fue en un feriado regional, coincide con el último día de las campañas oficiales para los comicios regionales de la capital a efectuarse el martes.

El evento de tauromaquia fue realizado para apoyar a los toreros que perdieron ingresos tras el covid-19. (EFE)

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, se postuló a la reelección en unos comicios anticipados a los que convocó en un intento por incrementar su poder en la legislatura estatal.

Díaz Ayuso ha convertido estas elecciones en un referéndum en torno a su oposición a las medidas de salud más estrictas contra el covid-19 impuestas o recomendadas por el gobierno central izquierdista de España.

Aunque no intervinieron para detener la corrida, las autoridades nacionales de salud han exhortado repetidas veces a las regiones a que no se arriesguen a la posibilidad de que haya contagios masivos con la autorización de eventos de gran magnitud. Los partidos de fútbol se siguen disputando en estadios vacíos.

El Ministerio de Salud indicó el viernes que Madrid tiene la segunda tasa más elevada de infecciones entre las regiones de España con 384 casos por cada 100 mil habitantes a lo largo de 14 días. Díaz Ayuso defendió su decisión, aludiendo al tema central de su campaña: la libertad.

Animalistas critican la tauromaquia debido al maltrato animal al que son sufridos los toros. (EFE)

Díaz Ayuso tiene esperanzas de que el Partido Popular (PP) al que pertenece ganará la mayoría absoluta. Si no lo logra, sus posibilidades de mantenerse en el poder dependerían de Vox, el partido de extrema derecha. La campaña se ha visto opacada por amenazas de muerte enviadas por carta a algunos candidatos, entre ellos Díaz Ayuso, y la policía está investigando.

Las posibilidades de la izquierda de recuperar el poder en la Comunidad de Madrid por primera vez en más de dos décadas dependen de que los electores participen masivamente el martes y a la cooperación entre los tres partidos izquierdistas, incluyendo el PSOE al que pertenece el jefe de gobierno Pedro Sánchez. Si la izquierda sufre una dura derrota en Madrid ello afectaría a la coalición gobernante de Sánchez.

dmr

NOTAS MÁS VISTAS