Chrystia Freeland asume ministerio de Finanzas de Canadá tras escándalo ético

Chrystia Freeland asumirá el cargo del ahora ex ministro de Finanzas, Bill Morneau, tras un presunto conflicto ético de interés con la organización benéfica WeCharity, en que está involucrada la familia de Trudeau.

Chrystia Freeland es considerada como la mano derecha de Justin Trudeau. (AFP)

AFP

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, designó a Chrystia Freeland como nueva ministra de Finanzas, tras el escándalo ético producido por el anterior ministro, Bill Morneau, quien recibió apoyos por parte de una organización benéfica y afectó directamente al mandatario.

Freeland, mano derecha de Trudeau, será la primera mujer en ejercer ese cargo en momentos en que la pandemia de covid-19 provoca en Canadá la peor crisis económica desde la Segunda Guerra Mundial. El cambio en el gabinete se produjo después de que el lunes renunciara Morneau, tras casi cinco años en el cargo.

La mano derecha de Justin Trudeau
Ex ministra de Exteriores, que negoció el nuevo tratado de libre comercio con México y Estados Unidos, Freeland había sido promovida a vice primera ministra tras la reelección de los liberales de Trudeau en octubre y conservará ese cargo. De 52 años, es considerada una potencial candidata a la sucesión de Trudeau.

Justin Trudeau junto a su ministro de finanzas, Bill Morneau. (AFP / Archivo)

¿Por qué acusan a Trudeau de conflicto ético de interés?

Morneau dijo que dimitió para facilitar la recuperación económica de Canadá y consagrarse a su candidatura a la secretaría general de la OCDE.

Sin embargo, en las últimas semanas, medios de prensa dieron cuenta de divergencias entre Trudeau y Morneau sobre la forma de recuperar la economía canadiense. El ahora ex ministro está además involucrado en un escándalo ético que alcanzó también al propio Trudeau.

El comisario canadiense de ética analiza los lazos de Morneau con la asociación de caridad We Charity, que empleaba a su hija y a la que el gobierno le otorgó directamente contratos. Esa investigación apunta también a Trudeau. La esposa, la madre y un hermano del primer ministro recibieron unos 300 mil dólares por participar en eventos de We Charity.

​Tanto Trudeau como Morneau pidieron disculpas por haber participado en conversaciones sobre la asignación de un contratos a esa organización. El contrato quedó sin efecto pero el gobierno de Trudeau perdió popularidad.

​dmr

NOTAS MÁS VISTAS