Trascendió

Trascendió Puebla

Editoriales

QUE alguien le explique a la aspirante a la reelección en la alcaldía poblana que la pandemia existe, siguen los contagios, hay riesgos de repuntes y aparición de una variante del covid-19, y el estado se mantiene en color naranja del semáforo epidemiológico por riesgo de contagio “alto”. Resulta que la presidenta municipal Claudia Rivera, quien cruza la delgada línea entre gobernante y precandidata de Morena, presentó el “Diagnóstico post covid-19”, es decir, para ella se acabó la pandemia, y además descubrió el agua tibia: ”Niños, jóvenes, adultos mayores y mujeres son los más afectados por esta contingencia sanitaria”. Seguro cuenta con la “evidencia científica”. 

QUE México registra 184 mil 474 muertes y 2 millones 76 mil 883 casos de covid-19. En 24 horas se añadieron 782 defunciones y 7 mil 512 nuevos contagios de coronavirus; la tasa de letalidad nacional es de 8.8%, según la Ssa federal, Por si le sirve el dato a Clau

QUE Nay Salvatori, la legisladora federal poblana por Morena, sufrió una agresión en la vía pública cuando entregaba apoyos a personas de su distrito (esa práctica que tanto le criticaron al PRI para promoverse) y le arrojaron una cubeta con harina y huevos. 

QUE en más del partido oficial guinda, Morena Tlaxcala tuvo una baja sensible porque renunció a sus filas la diputada federal Claudia Pérez Rodríguez, por discrepar con la dirigencia en el proceso para la selección de candidatos, y anuncia será candidata del PAN la alcaldía Pérez Rodríguez era la suplente de Lorena Cuéllar en la Cámara de Diputados, pero al ser nombrada la súper delegada ocupó su lugar la suplente, pero ahora que Pérez solicitó licencia en San Lázaro, Morena pierde ese escaño. 

QUE la autoridad sanitaria le pagó mal al esfuerzo, dedicación y profesionalismo de los médicos residentes que prestan sus servicios en el Hospital de Zacatlán y mal les pagan porque los excluyeron de la vacunación por no ser médicos de base. La Ssa de José Antonio Martínez aclara que “los médicos internos son becarios que, durante su año de internado, siguen siendo alumnos de las universidades y no conforman parte de la plantilla laboral”. Así la 4T; pero qué tal a los “siervos” morenistas, a esos sí.

OPINIONES MÁS VISTAS