¿Cómo llegaron ahí? Ésta es la historia de la Puerta de los Leones en Chapultepec

¿Qué tan chilango eres?

Te contamos el origen de las esculturas de los leones de bronce que resguardan la entrada al bosque, que en un principio no debían de estar ahí.

La Puerta de los Leones es la entrada principal al Bosque de Chapultepec. | MILENIO

Fernanda López Castro

El Bosque de Chapultepec es una de las zonas más emblemáticas de la Ciudad de México, no sólo por su gran tamaño y su papel en la historia del país, sino también por los secretos y curiosidades que alberga en cada uno de sus rincones. Uno de ellos es la Puerta de los Leones, la cual surgió a partir de dos estatuas que no debían estar ahí. Te contamos su origen.

La Puerta de los Leones está ubicada en el cruce de la avenida Paseo de la Reforma y Lieja, en la alcaldía Miguel Hidalgo, y es la entrada principal de la Primera Sección del bosque, la cual te lleva directo al Monumento a los Niños Héroes y al Castillo de Chapultepec.

Pero no sólo eso, la puerta resguardada por dos grandes leones de bronce también es un punto de reunión para quienes gozan de otras actividades, como aprender a patinar y a andar en bicicleta, por el gran espacio libre que ofrece para incluso instalar exposiciones temporales.

¿Cómo surgió?

De acuerdo con Pavel Luna Mendoza, historiador de la UNAM y curador de la Galería de Historia del Museo del Caracol, los dos leones fueron creados para adornar el Palacio Legislativo que se construía en 1898 en la colonia Tabacalera.

Pero tras el inicio de la Revolución Mexicana, el proyecto encabezado por el arquitecto Emile Bénard quedó inconcluso y se transformó en lo que hoy conocemos como el Monumento a la Revolución.

No obstante, ambas esculturas, obras del artista francés Gardet, ya habían sido adquiridas, por lo que pasaron de resguardar el monumento a convertirse en los icónicos guardianes del Bosque de Chapultepec.

"Con el Monumento a la Revolución pasa algo muy chistoso, se hace la cimentación, que no era el monumento, era el Palacio Legislativo, no prospera el proyecto porque ya estaba la revolución, queda a medias, pero lo que ya estaba eran las esculturas.
"Los leones que iban a coronar este Palacio Legislativo, son los que ahora están en la Puerta de los Leones de Chapultepec y el Águila que iba a estar en la cúpula, es la que hoy está en el Monumento a La Raza", dijo en entrevista con MILENIO.

En un principio, los leones estaban a nivel del suelo y únicamente marcaban el camino para entrar al bosque, pero poco tiempo después fueron colocados en dos pedestales de granito estilo Art Decó, que sirven de caseta de vigilancia.

Asimismo, se colocó la reja de hierro que fue creada por N. Norris y el escultor J. Tovar, de acuerdo con la organización Pro Chapultepec, para ser formalmente inaugurada en el 17 de septiembre de 1921.

Ahora que ya conoces su historia, la próxima vez que visites el Bosque de Chapultepec, admira con más cuidado las esculturas de los leones que no sólo decoran la entrada al recinto, sino que forman parte de la historia de la arquitectura de la capital.


FLC

NOTAS MÁS VISTAS