Captain Commando, el 'beat em up' casi imposible de terminar

Checkpoint

Hoy revisamos un juego que aunque tiene algunos fallos que podrían afectar la experiencia, es un título entrañable entre la comunidad de gamers.

Captain Commando es un juego de arcades entrañable para la comunidad. (Especial)
Ricardo Lara
Ciudad de México /

En la década de los 80 y 90, la industria de los videojuegos vivía su época de oro, de la mano de las máquinas de arcade, el auge de las consolas y los videojuegos de Nintendo, Sega, Capcom, Konami y demás compañías.

Para entonces, los videojuegos ya no eran simples; ya presentaban personajes, historias complejas y mecánicas de jugabilidad avanzadas que para más de uno, significaron horas y horas de juego con monedas que nos daban nuestros padres.

Así nació el género de los beat em up o yo contra el barrio, un tipo de videojuegos que nos presenta a un héroe -o un grupo de ellos- que deben pelear contra un número sin fin de enemigos por diferentes niveles, cada uno con un jefe, hasta llegar al villano final, que nos haría gastar más de una moneda para poder vencer.

Culpable de kilos de 800 gramos y la desaparición de los cambios del mandado, Captain Commando es uno de estos beat em up entrañables que nos presentó una mirada fresca a los videojuegos de la época y, principalmente, a su antecesor directo, Final Fight.

El género de los brawlers y beat em up siguen siendo entretenidos en la actualidad, tanto así que salen títulos de este tipo aún en el siglo XXI, pero hoy nos subiremos a la máquina del tiempo para recordar la lucha del Captain Commando y el Commando Team contra Scumocide en la -entonces- futurista ciudad de Metro City de 2026.

Captain Commando, entre la innovación y la repetición

Luego de la buena recepción que recibió Final Fight, en 1989, Capcom decidió lanzar una secuela no lineal del título ambientada en el futurista 2026, o futurista en ese entonces. Así, en 1981 nació Captain Commando, un beat em up con una jugabilidad similar a su antecesor, pero que añadió escenarios coloridos, personajes extravagantes y dinámicas de juego innovadoras de la época, como el poder correr en casi cualquier dirección.

Con una dinámica de juego más rápida y ágil que Final Fight, Captain Commando nos presenta a un héroe rubio, con lentes y armadura blanca con azul, que lidera al Commando Team, integrado por Mack the Knife, un extraterrestre que parece más una momia; Ginzu, un ninja armado con una espada; y el más peculiar de todos, Baby head, un bebé superdotado montado en una armadura que él mismo construyó.

El Captain Commando y su equipo buscan detener a Scumocide, un ser extraterrestre que lidera a un ejército de villanos que quieren destruir la Tierra. La historia no presenta detalles innovadores o profundos, pero el juego destaca por sus dinámicas, como el poder usar armas de fuego, exoesqueletos mecanizados y habilidades especiales, como el lanzallamas del capitán o la rodilla que lanza un misil de Baby Head

Para desgracia del juego, presenta dos grandes problemas, que si bien no afectan la jugabilidad, sí pueden alterar a los jugadores más exigentes. El primero es la repetición de enemigos: el juego consta de nueve niveles y cada uno tiene un jefe final, excepto el bonus de una carrera en jet ski; sin embargo, sólo los primeros niveles sí llegan a presentar enemigos diferentes y en adelante, sólo son una repetición, hasta llegar al nivel final en el planeta Calisto.

Así, vas por alrededor de seis niveles peleando contra los mismos enemigos y jefes finales de niveles anteriores a los que sólo se les agrega un poco de dificultad o, en todo caso, un mayor número de villanos a vencer, lo que puede hacer repetitiva la experiencia del juego.

Además, en el nivel final es donde está el otro gran problema que se puede encontrar en el juego: Scumocide, el gran villano, es prácticamente invencible y para terminar el juego deberás gastar una gran cantidad de monedas, a menos que seas habilidoso.

A pesar de los dos problemas mencionados, Captain Commando sí es un juego entrañable que merece un lugar en los libros de historia de la industria y que aún en la actualidad, es divertido de jugar.

Vida extra:

El dato

Captain Commando no nació en su videojuego, sino que era un personaje que Capcom utilizó para acompañar las guías de sus consolas y se convirtió en su mascota, siguiendo un poco la línea marcada por Sega, con Sonic, y Nintendo, con Mario.

Si tomamos las primeras sílabas de Captain Commando se forma la palabra Capcom, lo que termina de redondear la importancia del personaje para la empresa y aunque sufrió un rework físico en su salto del papel a los videojuegos, en esencia, es el mismo Capitán Comando.

Fue tanta la intención de Capcom de posicionar al capitán en la comunidad de jugadores que lanzó dos mangas para darle más profundidad al personaje y a su equipo, detallando sus habilidades especiales y sus historias, entre otras cosas.

¿Cómo jugar actualmente a Captain Commando?

Para jugar actualmente a Captain Commando puedes encontrar emuladores de arcades para PC en línea, sólo basta con buscar en internet o descargar un buen emulador.

Ya que si quieres jugar de manera legal, en 2018 la empresa lanzó el Capcom Beat em up bundle para Nintendo Switch, Xbox One, PS4 y Windows, que incluye el juego, además de Final Fight, The King of Dragons, Knights of the Round y Warriors of Fate, Armored Warriors y Battle Circuit.

RLO

NOTAS MÁS VISTAS