Francisco Chacón revela qué pasó realmente en la invasión del Atlas vs Chivas en 2015

El ex árbitro de la Liga MX contó lo que se vivió después de que la porra rojinegra ingresara al campo causando pánico entre los jugadores

Invasión de afición del Atlas en 2015 (Imago7)

La Afición

Pocos partidos tan memorables y tristemente célebres como el que Atlas y Chivas protagonizaron en la cancha del estadio Jalisco en la liguilla del Clausura 2015, cuando el Rebaño consiguió su pase a las semifinales de dicho certamen con una escandalosa goleada de 4-1 ante el eterno rival, situación que desencadenó en una invasión al campo peor parte de la barra rojinegra que estuvo cerca de suspender el duelo.

Aquella tarde, el árbitro encargado de dirigir las acciones era el ya retirado Francisco Chacón, quien en una plática en el canal de YouTube de Luis García, contó lo que realmente se vivió a nivel de cancha ese día.

“Fue una joya arbitral. Sí fue un partido fácil de arbitrar, porque Marquito Fabián se destapó con tres goles, golazos, muy rápido. Y el partido se resolvió. El tema es que la barra del Atlas se calentó con la policía y con el baile que le estaban poniendo, es la realidad”, dijo Francisco.

El ex juez central recordó que fueron casi 100 personas las que lograron saltar desde la grada al terreno de juego, incluso bromeó al asegurar que al ver “su personalidad”, todos se calmaron.

Ya en tono más serio, Francisco comentó que tanto él como su cuerpo arbitral sintió miedo y que incluso el entonces presidente del Atlas bajó a pedir que se cancelara la media hora de juego que le restaba al reloj.

“Sí nos dio miedo, porque se bajó mucha gente, nos fuimos al área donde estaba el cuarto árbitro y ahí nos estábamos poniendo de acuerdo en qué hacer, estaba José Luis Camargo y Santander. Después baja el presidente del Atlas, que era Gustavo Guzmán, baja molesto, incluso con su afición y me dice que quiere que el partido se acabe, que se suspenda”, comentó.

Finalmente, el árbitro logró calmar al directivo y tras esperar unos minutos, decidió reanudar el juego, pues finalmente la goleada y el pase del Rebaño a Semifinales estaba prácticamente consumado.

“Yo le dije que nos tranquilicemos, que bajemos un poco las revoluciones, porque en ese momento todo mundo estaba tenso, le dije ‘yo soy el que debe salvaguardar la protección no solo de los jugadores, también de la afición’, que determinemos un tiempo prudente para que la gente se calme y reanudar el partido. Rodando el balón se podía calmar la gente”, finalizó.


NOTAS MÁS VISTAS