Trump niega declararse ganador antes de los resultados en elecciones de EU

El presidente de Estados Unidos negó que se declare vencedor antes de tiempo, esto debido a una publicación de Axios en donde personas allegadas al mandatario aseguraron que sí planea proclamarse con la victoria.

Donald Trump ha reiterado en varias ocasiones de que podría no reconocer el resultado de la elección. (AP)

EFE

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, negó que esté planeando alzarse vencedor antes de que los resultados confirmen su victoria en las elecciones presidenciales de este martes, como han reportado medios de prensa.

"Es una información falsa, vamos a ver qué pasa" en la noche electoral, dijo Trump a los periodistas en el aeropuerto de Charlotte, en Carolina del Sur, tras haber dado un mitin.

El gobernante se refería a la información publicada por el medio digital Axios, según el cual Trump ha dicho a "personas de su confianza" que se subiría a un podio a declararse vencedor el martes por la noche "si parece que está encabezando" los recuentos.

El medio, que cita tres fuentes anónimas "familiarizadas con sus comentarios privados", aseguró que la intención de Trump de declararse ganador se produciría "incluso si el resultado del colegio electoral aún depende de una gran cantidad de votos no escrutados en estados clave como Pensilvania".

Para que esto suceda, debería tener ventajas claras "en Ohio, Florida, Carolina del Norte, Texas, Iowa, Arizona y Georgia", varios de los estados clave de los que se cree que dependerá la elección.

Preguntado también por estas informaciones, su rival demócrata en las elecciones, el ex vicepresidente Joe Biden, aseguró a los periodistas que su "respuesta es que el presidente no va a robar estas elecciones.

Pese a negar lo publicado por Axios, Trump confirmó que intentará que el recuento de los votos por correo se detengan tan pronto como cierren las urnas el martes.

"No creo que sea justo que tengamos que esperar mucho tiempo después de las elecciones" para saber el ganador, dijo el gobernante, que puso en duda la honestidad del sistema en los estados gobernados por demócratas, algo sin precedentes en Estados Unidos.
"Creo que es terrible que se puedan recolectar papeletas después de una elección", dijo Trump en referencia a la posibilidad de que los votos por correo cuenten aunque hayan sido recibidos después del cierre de las urnas siempre que hayan sido emitidos a tiempo. "Tan pronto como terminen las elecciones, iremos con nuestros abogados".

En concreto citó el caso de Pensilvania, uno de los estados más reñidos, y a su gobernador, el demócrata Tom Wolf, cuya honestidad puso en entredicho sin pruebas.

"No queremos tener a Pensilvania, donde hay como gobernador un tipo muy partidista... No queremos estar en una posición en la que se le permita ver llegar todos los días boletas (y pensar) 'a ver si solo podemos encontrar 10 mil votos más'", dijo.

En las elecciones de 2016, en las que se impuso a la candidata demócrata, Hillary Clinton, Trump obtuvo 44 mil 292 votos más que su rival, de los más de 6 millones emitidos, lo que supone una diferencia de un 0.7 por ciento.

En estas elecciones, las encuestas anticipan también un resultado muy estrecho, con Biden a la cabeza por 4.3 puntos porcentuales, según la media de sondeos elaborado por RealClearPolitics.

Trump se encuentra en la recta final de la campaña embarcado en una frenética maratón de mitines electorales que le llevará a dar diez en siete estados en los últimos dos días, con la finalidad de cerrar la ventaja de 7.2 puntos que le lleva Biden.

dmr

NOTAS MÁS VISTAS