Las Adelitas de Aztlán: las migrantes mexicanas que lucharon por sus derechos en California

Las Adelitas de Aztlán fueron mujeres mexicoamericanas que en los años 70 lucharon por el trabajo digno y los derechos de las mujeres latinas. Se hicieron llamar así en honor a las soldaderas de la Revolución Mexicana.

Dos mujeres activistas mexicoamericanas, en Los Ángeles. Foto: David Fenton/Getty Images.

Milenio Digital

Las Adelitas de Aztlán fue una organización de mujeres mexicoamericanas creada por las activistas Gloria Arellanes e Hilda Reyes. 

Todas ellas fueron parte de los Brown Berets (boinas cafés), otra organización de los años 60 y 70 conformada por chicanos que tenía capítulos en todo Estados Unidos y luchaba por los derechos de la comunidad latina en ese país. 

Sin embargo, las mujeres de Los Ángeles decidieron separarse de la organización al ver que por su género no se les tomaba en cuenta dentro del movimiento

[Hilda Reyes]

Las Adelitas De Aztlán fueron mujeres muy activas en la lucha por los derechos civiles mexicoamericanos, el mejoramiento de las condiciones laborales y los derechos de la mujer latina. El nombre de la organización nació como un homenaje a las soldaderas mexicanas que lucharon durante la Revolución Mexicana a principios del siglo XX.

En una carta dirigida a la sede nacional de los Brown Berets, las mujeres del capítulo de Los Ángeles renunciaron colectivamente el 25 de febrero de 1970, citando "una gran exclusión en nombre del segmento masculino".

“Nos han tratado como nada y no como hermanas revolucionarias”, escribieron. "Hemos descubierto que los hombres de los Brown Berets nos han oprimido más que el sistema".

Los Brown Berets expresaron una combinación de activismo cívico y unidad cultural, pero con elementos de militarismo para defender los derechos de los trabajadores agrícolas, la educación y para organizarse contra la brutalidad policial

Por otro lado, las mujeres miembros de los Brown Berets se organizaron para recaudar fondos, responder llamadas telefónicas, escribir para el periódico y administrar clínicas gratuitas. Sin embargo, las mujeres de Los Ángeles notaron que el liderazgo dominado por sus compañeros hombres dejaba de lado las demandas de ellas y decidieron separarse.

Con el feminismo de los años 60, las mujeres comenzaron a tomar conciencia de las acciones de sus compañeros y su papel en la sociedad. 

Las Adelitas de Aztlán discutieron sobre cómo eran tratadas y hablaron sobre la mentalidad machista de los varones mexicoamericanos. El grupo adoptó el lema "Porque somos una familia de hermanas".

evr

NOTAS MÁS VISTAS