La importancia de ser previsorios: ante la muerte es necesario contar con un respaldo legal

Cuando hay un testamento de por medio es mucho mejor, porque se tiene esa facilidad de que ya está determinada la voluntad de la persona que murió

Servicios funerarios| Especial
Sandra Sosa Peña
Tampico /

Nadie se prepara para morir y mucho menos pagar un servicio funerario en vida; sin embargo recurrimos al seguro de automóvil o vivienda para no perderlos. 

De acuerdo con el presidente del Colegio de Notarios Públicos, Mario Alberto Cruz Calderón, en el proceso del final de la vida de todos, hay dos situaciones: la primera es la prevención al dejar testamento o donación de bienes, y la segunda, los servicios fúnebres. 

“Cuando hay un testamento de por medio es mucho mejor, porque se tiene esa facilidad de que ya está determinada la voluntad de la persona que murió. Pero cuando no hay testamento, la ley va a determinar quién va a heredar y quién no”, comentó. 

Gustavo González, director de Comercialización de servicios Funerarios en Coelus Memorial, habló de la importancia de estar cubiertos ante lo inevitable. 

Hay personas que no tienen planes de previsión y tienen que andar buscando la manera de conseguir recursos económicos para el trámite funerario. 

“Lo mejor es tener un plan de previsión, verlo desde antes porque sí va a pasar; no es un seguro, es un plan que no tiene nada que ver con la muerte. Al contrario, tiene que ver con la vida, se trata de vivir tranquilo y estar listos ante lo inevitable”, indicó. 

Prepararse ante lo inevitable y que los dolientes que por alguna razón no cuenten con recursos económicos para un servicio funerario es de suma importancia. 

Existen planes de previsión accesibles, desde 99 pesos a la semana y son finitos; es decir, algún día se terminan de pagar, no es como un seguro que se paga de manera eterna y hasta que sucede se utiliza. 

“Son muy cómodos y brinda tranquilidad familiar saber que lo tenemos, es un acto de amor y de respeto ante nuestra familia, están a partir de 23 mil pesos y son muy completos. De igual manera hay básicos desde 8 mil pesos, otro de los beneficios es que es 100 por ciento transferible, ya sea para familiares y amigos, se convierte en un artículo de nuestra propiedad”, detalló.

Heredar en vida evita problemas

La parte más difícil que la gente deja abandonada es el proceso sucesorio, cuando ya murió la familia se enfrenta a que no se tramitó el juicio sucesorio, lo cual se puede hacer con los notarios y de forma sencilla, explicó el notario Mario Alberto Cruz Calderón. 

“En caso de que la persona no tuviera testamento no significa que su familia no pueda reclamar los bienes; el proceso es sencillo si hay armonía y se realiza el juicio sucesorio. Es algo que hacemos los notarios y la obligación de nosotros es que se lleve a cabo con la familia unida y no se desgasten en ese proceso”. 

Mario Alberto Cruz Calderón, presidente del Colegio de Notarios Públicos del sur de Tamaulipas

Sin duda es importante estar cubiertos ante lo inevitable, ya que por diferentes circunstancias algunas personas no tienen planes de previsión ni tampoco testamento. 

En términos legales, el hecho de dejar asegurados los bienes inmuebles significa tranquilidad familiar. 

El testamento, es un documento que todos deben tener definido en algún momento de la vida, no es para jóvenes o para gente adulta, para alguien que tenga muchos bienes, dijo el presidente del Colegio de Notarios Públicos. 

“Creo que debe ser para todos, el costo del mismo es muy económico, son 3 mil pesos y el tiempo que regularmente la gente le puede invertir para hacer su testamento son dos horas, si usted llega con el notario debe llevar su credencial de elector y CURP con eso se inicia el trámite, esa parte de la prevención también es importante”, indicó.

yc

LAS MÁS VISTAS

¿Ya tienes cuenta? Inicia sesión aquí.

Crea tu cuenta ¡GRATIS! para seguir leyendo

No te cuesta nada, únete al periodismo con carácter.

Hola, todavía no has validado tu correo electrónico

Para continuar leyendo da click en continuar.