Tehuacán, con potencial para crear a diseñadores de moda

Edición Fin de Semana

René Orozco afirma que el municipio puede detonar no solo la industria de la maquila, sino también de diseños de ropa a partir de la formación de nuevos talentos en la moda.

René Orozco. (Especial)

Apolonia Amayo

“No sé hacer música, no sé pintar o esculpir, lo que sé hacer es agarrar una aguja, hilo, tijeras y tela, para expresar todo lo que siento y transformarlo en algo tangible”, expresó el diseñador internacional, René Orozco.

Con 20 años de trabajo en el diseño de prendas de vestir, René Orozco afirma que en estos últimos ocho años ha consolidado su carrera, pues su creatividad en cada prenda le ha permitido exponer en otros estados como Oaxaca, Puebla, Ciudad de México, así como en las ciudades de Guadalajara y París, en Francia, entre otros lugares.

En entrevista con MILENIO Puebla, el diseñador señala que sus aportes a la industria de la moda son la evolución creativa y, precisamente en Tehuacán, se tiene una gran oferta en la industria textil y vio una gran oportunidad en el diseño, pues no se debe olvidar que en los años 90, esta ciudad fue uno de los epicentros industriales textiles de manufactura en el país.

Para el diseñador este escenario fue catalizador:

“Porque si algo sucede, es que se puede generar y crear ideas sofisticadas sobre la moda, pero también es importante que exista un entendimiento de la producción que crea”, afirma.
René Orozco afirma que en estos últimos ocho años ha consolidado su carrera. (Apolonia Amayo)

Crear a gente creativa

Por la importancia que tiene la industria del vestido en Tehuacán, “pongo en la mesa como una expresión de cualquier creativo, que aquí debería de haber un espacio que estuviera dedicado a crear creativos, dedicados a la producción de textiles y de manufactura, para que así se pueda generar una propuesta para su incursión a la industria global y no solo obedecer a los sistemas de diseño”, expresó Orozco.

Asimismo, mencionó que a la industria de la maquila del vestido en Tehuacán le falta una institución, porque se cree que el talento en la moda es una clasificación con un estatuto viejo o al que solo clases privilegiadas pueden aspirar:

“Pero no, si bien la moda necesita de ciertos elementos que son sumamente necesarios para desarrollarse, eso no es implica que solo las clases altas pueden acceder al estudio de la estética”, reiteró.

Comentó que en Tehuacán la industria de la manufactura tiene fortaleza, por lo que debe existir una institución sobre carrera de modas, pero “con bases en las opciones de la ciudad, en las necesidades de la gente y en su infraestructura; es decir, de nada sirve generar un grupo de jóvenes creativos que sueñan con vestidos de noche, si la infraestructura de la ciudad es crear una de las fuentes más grandes de enderman, una de las fibras más usadas en el mundo”, dijo.

Orozco propuso ampliar la oferta en cuestiones estéticas de este género, en particular, “creo que lo que hace falta es poner atención en un punto en específico de producción, de enseñar a las nuevas generaciones a ser productivas y no solo creativas”.

Por ello, resaltó la importancia de tener una institución que ayude a fortalecer aprendizajes, “porque no es lo mismo aprender moda en la Ciudad de México que en Torreón, Mérida, o en Tehuacán, cada uno obedece a un sistema totalmente independiente”.

Dijo que las empresas de nueva generación abren sus puertas y notan que no solo se debe maquilar, sino también “ser parte del negocio, porque el diseño tiene una evolución rápida y los empresarios lo ven como una oportunidad”.

Transformar ideas en una necesidad

René Orozco explicó que el proceso creativo de un diseñador surge no como un punto de inspiración, sino con las ideas que fluyen de su mente, en el trabajo del día a día, es decir, “es una idea que se va transformando poco a poco bajo una necesidad”.

“Por supuesto que todo diseño comienza con una inspiración de arquitectura, de una película, en la paleta de colores de la naturaleza o en algunos otros motivos, que cualquier diseñador creativo de moda textil puede obtener”, pero en realidad, es una idea que está en constante evolución hasta que llega a un final que es la materialización del producto.

Para crear moda, explicó, hay que saber dibujar en un figurín cosas que sean bellas o atractivas para un público, aprender estudios de antropología de mercado, entre otros temas.

Detalló que los cambios tampoco deben ser radicales, “no se trata de cambiar el desarrollo de la logística que ya está establecida, pero sí se puede comenzar a innovar un pequeño producto y a lo mejor llamar a un creativo nuevo para desarrollar una nueva línea de prendas con necesidades propias”.

Nuevos materiales

Puebla cuenta con una industria de maquila sólida, pues también se trabaja con hilos de bambú; además:

“Se pueden hacer miles de cosas porque hay muchas innovaciones de fibras que son naturales y no necesariamente delgados, hilos reciclados, todos estos necesitan fabricación y diseño, por tanto es una sinergia completa, porque se piensa que la innovación de la moda es solo una responsabilidad de del diseñador, pero no, en la evolución de la moda y el estatus de un país como propuesta de moda, también involucra a los textileros y a los fabricantes, es una sinergia que sin los tres engranajes no se puede concretar”, finalizó el diseñador.

mpl

NOTAS MÁS VISTAS