“Soy de andar en bicicleta por el campo y ver películas con mis hijos”: Víctor Fuentes Solís

Criado en la colonia Hacienda los Morales, en San Nicolás de los Garza, el senador del PAN por Nuevo León pedaleó su bicicleta de manera incansable y a pesar de las múltiples caídas, las dos ruedas han sido sus compañeras hasta la actualidad.

El senador presume su relación con sus hijos; “le echan muchas porras a su papá”. Raúl Palacios

Kevin Recio

A pesar de que se dice satisfecho por su labor en la política, Víctor Fuentes Solís confiesa que le hubiera gustado ser ingeniero o arquitecto, pero que no se arrepiente de nada.

En su oficina, la cual le ofrece una vista hacia el río Santa Catarina, el senador del PAN comparte que prefiere los campos para meditar y para andar en rila (bicicleta), además de revelar su gusto por la pintura, la cual ejerce en sus ratos libres, siendo Francisco Toledo su artista favorito.

En entrevista con MILENIO, Víctor Fuentes indica que a pesar de que en su juventud terminaba fumigado luego de las fiestas, prefiere más la música de las Flans, Pandora y Fresas con Crema que el reggaetón, el cual le parece agresivo.

 

¿Dónde pasó su infancia?

En la colonia Hacienda los Morales, en San Nicolás; me gustaba darle recio a la rila y aprendí muy rápido de chiquillo, a pesar de que me caía muchas veces; también me la pasaba de un lado a otro viendo cómo trazaban calles y toda la urbanización. 

¿Creció siendo crítico?

Crecí siendo crítico a la dictadura, a la opresión, a los malos gobiernos, a los malos manejos de asuntos públicos.

¿Y la relación con sus hijos?

La verdad los quiero mucho, creo que ellos también a su papá. Nos gusta mucho ver películas, leer libros, le echan muchas porras a su papá, son muy buenos niños y mi esposa ha jugado un gran papel. Mi hija mayor es la más interesada en los temas públicos y se cuestiona mucho por qué hay tanta contaminación y por qué el cambio climático.

¿Qué debe haber en su mesa a la hora de la comida?

Unas 5 o 6 entomatadas que hace mi mamá o la carnita de puerco con calabacita y elote que hacía mi abuela; un platote grande con sus frijolitos recién salidos de la olla y arroz blanco.

¿Ron, tequila o vino?

Ron, después un tequila y lo que vaya tomando durante la noche. Cuando era más joven todo lo que me daban me lo tomaban y como era gratis pues más, lo que fuera o el pomo que fuera sacando la raza, le iba entrando, terminaba bien fumigado; jamás he consumido una droga ilegal y a cualquier prueba me remito.

¿Qué lee?

Soy más de los temas públicos, cada que tengo tiempo me pongo a investigar sobre medioambiente, sustentabilidad, cambio climático, me meto mucho al Acuerdo de París.

Usted tiene múltiples cursos en derecho y bienes raíces, ¿alguna vez le aburrió la escuela y se saltaba las clases?

Nunca falté a la escuela, ni un solo día, me gustaba mucho ir a la biblioteca, participar en debates de clase como moderador, pero más opinando. La última maestría la hice hace 7 años en el Tec de Monterrey.

Estudié 4 semestres como ingeniero mecánico administrador en el Tec; me salí y estudié 3 años Ciencias Jurídicas en la U-ERRE; entré al PAN en el 1994, cuando apenas tenía 18, mataron a Luis Donaldo Colosio y él estuvo dando una plática en la universidad el 16 de marzo y fue en esas fechas cuando entré.

¿Qué lo apasiona hoy en día?

En mi vida privada siempre he tenido actividad en el tema de bienes raíces y los centros comerciales; soy un ingeniero y arquitecto frustrado por mi decisión de entrar a la política.

¿Practica algún deporte?

Soy más de andar en bicicleta por el campo, cuando era chico me inscribí en concursos amateur y quedé en el lugar número 40.

¿A dónde va a meditar?

Me gusta ir al campo con mis hijos para recorrer el Parque Nacional Cumbres, la Sierra Picachos, Los Rodríguez, La Estanzuela, y cuando era más joven subía el Cerro de la Silla unas 20 o 30 veces, aunque nunca fui muy deportista.

¿Música favorita?

Las baladas: las Flans, Pandora, Fresas con Crema, Mijares, Emmanuel, Miguel Bosé.

No me gusta mucho el reggaetón, se me hace muy agresivo y muy ruidoso.

¿Pinta?

Sí, no soy bueno, pero me gusta mucho el arte y la pintura mexicana. Siempre estoy rodeado de cuadros, me gusta hacer trazos, soy más geométrico, cubista; me encanta visualizar a pintores como Francisco Toledo, Pedro Coronel y Rufino Tamayo.

¿Su peor error en política?

No tengo nada de que arrepentirme, volvería a hacer las cosas con mayor eco; hay personas que dicen que se molestó alguien por mis decisiones, los hombres públicos no tenemos derecho a tener desánimos, no hay manera que digan que ya no me voy a juntar con tal senador o alcalde. 

¿Películas o series?

Ambas. Me gustó mucho la de Vikingos, Spartacus, Alejandro Magno y la de Avengers.

NOTAS MÁS VISTAS